logo

Nuestra visión

Somos un grupo de personas con diferentes objetivos deportivos y nos agrupamos bajo los fundamentos de amistad, lealtad y compañerismo para alcanzar nuestras metas. Compitiendo de forma responsable, bajo la supervisión de profesionales.
info@roadrunnerschile.cl
+56 9 9233 6229

Los maratones con etiqueta IAAF

Los maratones con etiqueta IAAF

En el mundo hotelero, si un recinto cuenta con los mejores estándares de calidad para sus huéspedes, puede pedir a los organismos encargados de turismo que lo cataloguen con las 5 estrellas, es decir, que cuenta con los más altos servicios de alimentación, alojamiento, pasatiempos, etc. Si posee algunos de los atributos, pero estos igual son de calidad, se le otorgan 4 y así hasta llegar a las 2 estrellas que es el mínimo. En el mundo gastronómico, si un restaurant es nombrado en la revista Pellegrin o bien consigue una estrella Michelin, el lugar adquiere un prestigio que pasa las fronteras, consiguiendo un aumento de la demanda y la necesidad de pedir reservas para probar sus platos.

En el mundo de las maratones sucede lo mismo. La IAAF (Federación Internacional de Atletismo) otorga etiquetas a las maratones siendo estas el Oro, Plata, Bronce. Para el 2020 está en evaluación agregar la categoría Platinium, el que sería un escalón más arriba que el Oro. No todas las maratones del mundo tienen etiqueta ya que para lograr acceder al primer nivel, el Bronce, se deben cumplir estrictos requisitos por parte del ente regulador.

En la categoría Bronce, donde alguna vez estuvo el Maratón de Santiago y donde hoy están maratones como Buenos Aires, Málaga, Barcelona, Florencia o Sao Paulo, el ente mundial exige que en el Start List de atletas elites haya un mínimo de 12 deportistas, 6 hombres y 6 mujeres, de mínimo 4 nacionalidades diferentes, que cuenten con registros de “Maratonista Bronce”, es decir, haber corrido en el último año un 42k bajo las 2h16 para hombres y 2h38 para mujeres. Además, exige que la organización realice un mínimo de 6 controles antidoping, contar con transmisión en vivo de televisión, tener pantallas gigantes para que el público siga la carrera. A esto se agrega que un vehículo debe ir delante de los punteros con el reloj oficial de la competencia, sumado a que el corte de tránsito debe hacerse por la policía local y la zona de partida/meta estará cerrada al público hasta que parta/llegue el último competidor, entre otras interminables exigencias.


(Barcelona, categoría bronce)
La categoría Plata, donde están maratones como Houston, Milán, Roma o Taipei, además de los requisitos puestos en el párrafo anterior, aumenta la exigencia ya que la IAAF pide que los atletas Elite sean 12 con categoría “Plata”, es decir, que haya como mínimo 6 hombres bajo las 2h12 y 6 mujeres bajo las 2h32 en el Start List. Además, los controles antidoping deben aumentar a un mínimo de 10.

(Roma, categoría plata)

Las maratones Oro, donde está el circuito del World Marathon Major (Tokyo, Boston, Londres, Berlín, Chicago y New York) y carreras como Amsterdam, Rotterdam, Frankfurt o París, los tiempos mínimos de los elites son más exigentes aún, siendo sub 2h10 para varones y sub 2h28 para mujeres, sumado además que los controles de dopaje deben ser como mínimo 12.

(Frankfurt, categoría oro)

Para que un maratón pueda acceder a tener etiqueta por parte de la IAAF, el único ente local que puede pedirlo es la Federación Local, en el caso de Chile, la Fedachi. Al pedirlo, la IAAF envía a un juez para que vea que se cumplan, durante 2 años, las condiciones mínimas para entregar la etiqueta. Si las cumple, el juez entrega los datos y un comité evaluador estudia el caso de si da o no el sello. En caso de conseguir el sello, puede por una parte subir de categoría o bien perder el sello y quedar sin nada. El Maratón de Santiago tuvo etiqueta Bronce de la IAAF, pero por los conflictos que tuvo con la Federación, esta última pidió al ente rector que le quitaran la etiqueta y por ende el “reconocimiento internacional”.

Date

2019-08-21

Category

Competencias, Noticias